Buen Viaje

Desakato 18 de marzo de 2014
Buen Viaje de Desakato
  1. 1 Estepa
  2. 2 Héroes

    Héroes

    Preparo mi "bortajau" y duermo bajo pinos,
    no abandono ésta misión!
    Seré como el veneno que pudre los sentidos.

    Nadie me enseñó a vivir, sin miedo!
    He-empezado a construir, nuestro cementerio!

    Tanto tiempo en agujeros sin llegar a ver la luz del Sol,
    a borrado todos los recuerdos.

    Han vivido como héroes, enseñando su lección,
    ensuciando las paredes, con la sangre que vertimos!
    Hoy me atrevo a ser testigo, del tiempo que nos vio nacer,
    de nada servirá huir, asume tu papel!

    Nos sentamos a esperar, que sirvan la cena,
    tragamos sin pensar, (cada vez más mierda!)

    Un disparo en la cabeza, que por fin nos haga despertar,
    y tomar partido en esta guerra!

    Han vivido como héroes, enseñando su lección,
    ensuciando las paredes, con la sangre que vertimos!
    Hoy me atrevo a ser testigo, del tiempo que nos vio nacer,
    de nada servirá huir, asume tu papel!

  3. 3 La tormenta

    La tormenta

    Tratando de encontrar la salida,
    nos vimos envueltos, en un pulso sideral,
    decidir hacia dónde caminas,
    no es tan sencillo si nunca lo has pensado.

    No busco compasión, no tengo la intención,
    de verme sentado contando batallas, del lado del perdedor.
    Corrimos siempre en contra del viento,
    en esta lucha, no te dejaré caer,
    como al marqués se exilia al desierto,
    buscando ríos que nunca había cruzado.

    Aún yacen en el suelo, los trozos de la última vez,
    que quisimos batirnos en duelo sin miedo,
    sin nada que perder!

    Amo la destrucción, como el viento a la tormenta,
    y ha empezado el huracán,
    levantando las maderas en el aire.
    Este no es mi final, las despedidas me aterran,
    ahora vamos a esperar, como serpientes en la hierba.

    Verás si se abre el cielo, ahora lo puedo prometer,
    no estaré para ver el color del destello,
    "de baixa barca".

    Amo la destrucción, como el viento a la tormenta,
    y ha empezado el huracán,
    levantando las maderas en el aire.
    Este no es mi final, las despedidas me aterran,
    ahora vamos a esperar, como serpientes en la hierba.

  4. 4 Pánico en Frankfurt

    Pánico en Frankfurt

    Todos los nervios afilados como un velocista mientras esperas el disparo.
    Y sentir como el fuego va calentando cada palmo de mi piel.
    Desatar la conciencia solo hasta el amanecer.
    Deslumbrar al sol, hermosa sensación.
    Ha llegado el día de la resurrección.
    Hay sangre en mi camisa y no recuerdo por qué ni en que momento me hice adicto a la adrenalina.
    Como animal desorientado que huye hacia ningún lugar.
    Con los zapatos embarrados y no sé en que momento el caos noqueó a la razón.
    No había nadie al volante.
    Inminente sensación de estar ya muerto.
    Deslumbrar al sol, hermosa sensación.
    Ha llegado el día de la resurrección.
    Hay sangre en mi camisa y no recuerdo por qué ni en que momento me hice adicto a la adrenalina.
    Nos vimos desde afuera.
    Abandonando nuestros cuerpos y siguió el Rock and Roll.
    Vislumbro la frontera ya no hay retorno y sólo queda la destrucción.
    Ya no había nada que quemar y nos sentamos para contemplar nuestra obra maestra.
    La ciudad devorada por cadáveres que caminan sin control esperando el momento a que comience otra vez el baile.
    Deslumbrar al sol, hermosa sensación.
    Ha llegado el día de la resurrección.
    Hay sangre en mi camisa y no recuerdo por qué ni en que momento me hice adicto a la adrenalina.

  5. 5 Trompetes de xericó

    Trompetes de xericó

    Dos neños xueguen a romper los cristales d' un centro comercial.
    Los disturbios dexaronlo claro, esta ye la tercer guerra mundial.
    El golor a muertu vuelve a recordate qu' entraste en DEFCON 2.
    Ves la sangre arrollar pel pelleyu y un furacu de bala en cementu.

    Nun queda en pie
    nada por lo que lluchar.
    Les mases tan famientes
    nun se dexen a doblegar.

    Virulentes revueltes por piazos de pan.
    Agora reina la muerte
    y sobrevivir ye lo único que importa.

    Afayaivos a la vida nes cloaques, a vivir sin respirar.
    Obligaos a correr como rates afrontando' l llegau de la humanidá.

    Suenen sirenes que anuncien bombardeos, el mundiu va españar.
    Nun sabes si tas vivu o tas muertu, los finales felices ya nun volverán.

    Nun queda en pie
    nada por lo que lluchar.
    Les mases tan famientes
    nun se dexen a doblegar.

    Virulentes revueltes por piazos de pan.
    Agora reina la muerte
    y sobrevivir ye lo único que importa.

  6. 6 Combustión

    Combustión

    Es difícil explicar que sucede con el tiempo que vivimos
    se escurre entre tus dedos.
    Más aún adivinar porque nunca pronuncié aquellas palabras
    que cambiarían el destino.

    En tu jaula de cristal has estado tanto tiempo respirando
    que has borrado los mensajes.
    Tengo la seguridad de que el mundo había parado por nosotros
    y jamás lo comprendimos.

    Han cambiado tantas cosas
    pero no la sensación
    de que tienes algo que decirme
    y después de tanto tiempo
    aguantando la respiración
    aún te preguntas si es posible vivir
    ahogando nuestra combustión.

    Se ha hecho tan tarde y quiero vengarme,
    sólo me queda la resignación
    de olvidar lo que quise contarte
    y no volver atrás.

    Sin nada que defender,
    antes de nacer llegó el final.
    No hay fronteras que demoler.

    Tengo la seguridad de que el mundo había parado por nosotros
    y jamás lo comprendimos.

    Han cambiado tantas cosas
    pero no la sensación
    de que tienes algo que decirme
    y después de tanto tiempo
    aguantando la respiración
    aún te preguntas si es posible vivir
    ahogando nuestra combustión.

  7. 7 La ira de los hambrientos

    La ira de los hambrientos

    Enviaron a sus perros de presa
    y a hacer rodar nuestras cabezas
    se convirtió en necesidad.

    ¡Vergüenza les debería dar!
    Las órdenes son claras para los sicarios del poder,
    arrasaran con todo, que no quede ni un alma en pie.

    Instauran su terrorismo de estado,
    ni perdonamos ni olvidamos.
    Dar palizas a los esclavos
    es un delito no es un trabajo.

    Nacimos condenados a transigir y a obedecer.
    Que nadie sepa que hay detrás del muro.
    Y aunque nos desangramos
    nos quedan fuerzas para ser
    la tierra que te axfisia, la que se abrirá bajo tus pies.

    Adoctrinan tus sueños,
    no serás más que un puto eslabón
    de la cadena que nos ata al miedo.

    No jugaremos a su juego,
    no pensamos ser esclavos.
    Nunca mas pisar el cuello
    del que puede ser tu hermano.

    Nacimos condenados a transigir y a obedecer.
    Que nadie sepa que hay detrás del muro.
    Y aunque nos desangramos
    nos quedan fuerzas para ser
    la tierra que te axfisia, la que se abrirá bajo tus pies.

    Cerdos, asesinos sangrientos
    vais a sufrir la ira de los hambrientos.
    Putos policias corruptos
    sentiréis sobre vuestras cabezas el peso de nuestro puño.
    Somos los hijos de la rabia,
    los que no han ganado todavía una batalla.
    Esto es un revival de los años treinta,
    resucitarán todos los cuerpos que enterraste en las cunetas.

    Nacimos condenados a transigir y a obedecer.
    Que nadie sepa que hay detrás del muro.
    Y aunque nos desangramos
    nos quedan fuerzas para ser
    la tierra que te axfisia, la que se abrirá bajo tus pies.

  8. 8 Batalla final

    Batalla final

    Habíamos prometido valor en la batalla
    y fuimos abducidos al calor como si nada.
    Teníamos decidido que aunque el mundo se acabara
    seríamos invencibles universos cuando estallan.

    No quiero permitir que el odio acumulado
    aplaste esta rutina como un peso muerto.
    No sé si cambiaré, no sé si es tarde ya
    después de tantos años con el agua al cuello.

    Perdiendo el equilibrio en esta noche fría
    traté de ser consciente de que todo ardía.

    De golpe se esfumó nuestra razón de ser
    perdimos todo lo que fuimos.
    Exhaustos de remar hacia ningún lugar
    sin encontrar el camino.
    Percibo que ya está anocheciendo
    y no me queda un sitio a donde huir.

    La vibración gravita y no me importa nada
    cuando tu corazón se hiela envuelto en llamas.

    Perdiendo el equilibrio en esta noche fría
    traté de ser consciente de que todo ardía.

    De golpe se esfumó nuestra razón de ser
    perdimos todo lo que fuimos.
    Exhaustos de remar hacia ningún lugar
    sin encontrar el camino.
    Percibo que ya está anocheciendo
    y no me queda un sitio a donde huir.

    Los fantasmas vuelven a asomar tras el cristal
    y ya no tenemos miedo
    a desencadenar una tormenta perfecta
    que estallará con todas sus consecuencias.

    De golpe se esfumó nuestra razón de ser
    perdimos todo lo que fuimos.
    Exhaustos de remar hacia ningún lugar
    sin encontrar el camino.

    Si dejo la corriente mi cuerpo llevar
    nunca jamás seré yo mismo
    tendré que ser valiente para decidir y afrontaré mi destino.
    Percibo que está anocheciendo
    y no me queda un sitio a donde huir.

  9. 9 Cacería

    Cacería

    Intuyo que se acerca, ya vuelvo a oír sus pasos,
    como la brisa intensa, que te acelera el corazón.
    Ya suenan las cadenas, que inculcan, el miedo,
    y la manada tiembla, nadie se atreve a alzar la voz.

    Aferra las correas, se corta la respiración,
    y el látigo recuerda que hay que correr más rápido.

    Las marcas en el cuerpo, destapan la verdad,
    es el instinto quien impone, seguir corriendo más.

    Y el corazón entre los dientes, palpita extenuado,
    y pide respirar.

    Las marcas en el cuerpo, destapan la verdad,
    es nuestra única opción seguir corriendo,
    la soga en el cuello, el precio de mi libertad,
    que acabe ya ésta agonía.

    Las marcas en el cuerpo, destapan la verdad,
    es nuestra única opción seguir corriendo,
    la soga en el cuello, el precio de mi libertad,
    que acabe ya ésta agonía.

  10. 10 La noche

    La noche

    De noche en mi cuarto me acuerdo de ti.
    Mi cuerpo está frío
    la enfría la soledad otra vez.

    De noche borracho me nubla el alcohol
    camino cegado buscando un lugar.

    Al fin paro mi sentencia, soy culpable.
    La noche fría y eterna me sigue y me persigue una y otra vez.

    Que tiempo tan triste te invito a soñar.
    No encuentro un respiro, dejadme en paz.
    Me tumbo en el suelo sin ganas de andar.
    Arriba en el cielo, la noche se me va.

    Al fin paro mi sentencia, soy culpable.
    La noche fría eterna me sigue y me persigue una y otra vez.

    Rompiendo normas vivo, me da igual.
    Su vida es tan normal, me abrazo a muerte a mi soledad.

    Ya no me preocupo más, me voy a otro lugar.
    Soy viajero sin rumbo, me acompaña mi soledad otra vez.

  11. 11 Ritual

    Ritual

    Parte 1:

    Estaban preparados, para la fugaz resurrección
    y solo hayaron un montón de huesos afinados
    Ardió toda su euforia sin haber tenido la ocasión
    de constatar que todo había sido un engaño
    ya no existía su Dios
    El fuego que te envuelve, con su aliento abrasador
    rompió todos sus sueños, y cumplieron la misión
    De replicar piedad, incendiando sus cuerpos desnudos,
    convirtieron su templo frío y oscuro
    en una bola de gas

    Amanecieron calcinados, nadie les vino a rescatar
    no contemplaron visos de milagro
    ni las promesas llegaron al mar
    Vieron sus vidas aferrados
    a una mentira demencial
    y sus cenizas se hunden en el barro
    no hubo principio después del final
    Cada vez más cerca de olvidar
    todos esos crimenes, sois los asesinos
    de intenciones de moral
    presumiendo ser los elejidos
    Pesen todas esas muertes sobre su conciencia
    obliguemosles a presenciar su propia decadencia
    es la religión quien construyó sus ataudes
    siglos de opulencia, vidas que se pudren
    no esty dispuesto a negociar
    Creyeron ver las señales
    mirando al humo que les asfixió

    Amanecieron calcinados, nadie les vino a rescatar
    no contemplaron visos de milagro
    ni las promesas llegaron al mar
    Vieron sus vidas aferrados
    a una mentira demencial
    y sus cenizas se hunden en el barro
    no hubo principio después del final
    aaaaal, aaaaal, aaaaal
    no hubo principio después del finaaaaal

    Parte 2:

    Nunca seremos los mismos, he tardado en darme cuenta.
    hoy recuerdo nuestros días en la casa de madera
    cuando todo era importante y aprendiamos a ciegas,
    escribiendo en las paredes y contando las estrellas,
    sólo pensando en vivir

    Recordando los secretos de la casa de madera,
    cuando aún eramos pequeños y existir era una fiesta
    no temiamos al mundo ni adorabamos banderas
    eramos como dos luces alumbrando entre la niebla
    y jugando a hacernos fuertes, o a decapitar princesas
    aprendimos a vivir

    Recordando los secretos de la casa de madera,
    cuando aún eramos pequeños y existir era una fiesta
    no temiamos al mundo ni adorabamos banderas
    eramos como dos luces alumbrando entre la niebla
    y jugando a hacernos fuertes, o a decapitar princesas
    aprendimos a vivir

Pablo: Voz y Guitarra
Pepo: Voz
Gabri: Guitarra
Mario: Bajo y coros
Dani: Gaita
Nano: Batería y coros

Tutu: Técnico de sonido
Marcos: Backliner
Tinto: Backliner
Falu: Merchandising
Mata: Management

Grabado en Estudio ACME y OVNI Estudio por Miguel Herrero y Pablo Martínez.

Mezclado en Estudio ACME por Miguel Herrero y Pablo Martínez.

Masterizado en Greendesert Mastering por Kike Sanchís y Miguel Herrero.

Producido por Pablo Martínez.

Todos los temas han sido escritos por Desakato excepto “La noche” que es una versión de Aprieta’l kulo y “Heroes”, que parte de una idea de Kiko Martínez. Arreglos en letras realizados por Falu Ledo.

Diseño: J.M Navarro.

Todas las canciones © 2014 Desakato
© 2014 Garaje Producciones